Según los parisinos, en Buenos Aires se consume más vino que en Nueva York, Londres o Roma

Los parisinos, como lideres absolutos, pidieron un estudio y estas son las que aparecen entre las más afectas a beber vino por sus ciudadanos y visitantes.

La capital francesa destaca como la primera ciudad de consumo de vino del mundo que además marca tendencia, impulsada por una importante red de hoteles, restaurantes, bares de vinos, cafés, puntos de venta… Según se recoge en el estudio sobre consumo de vino en las grandes ciudades del mundo, encargado por Wine Paris, en 2017 el área metropolitana de París consumió más de 700 millones de botellas. En este contexto, de escaparate excepcional para el vino, se celebrará en la capital francesas, del 11 al 13 de febrero el gran evento internacional para el sector, Wine Paris 2019.

PUBLICIDAD

Wine Paris 2019, que celebrará en febrero la su primera edición en la capital francesa, ha encargado un estudio sobre “El consumo y la distribución del vino en las grandes ciudades del mundo”, con el apoyo de JFL Conseil/XJ Conseil, análisis y decisiones (en base a datos de los paneles IWSR e IRI, CHD, FDA USA, NIELSEN y GFK). El ranking de las 10 ciudades consumidoras de vino más importantes del mundo, en Europa, América y Asia, sitúa París en primera posición.

Una gran parte del mercado y del consumo de vino se concentra en las ciudades. En total, el 54,9% de la población mundial vive en ciudades, proporción muy superior en los principales países consumidores de vino: el 83% de los ingleses, el 82% de los estadounidenses, el 80% de los franceses, el 80% de los españoles y el 77% de los alemanes viven en ciudades y compran y beben su vino en ellas.

El área metropolitana de París, con 5,3 millones de hectolitros de vino consumidos en 2017 (equivalentes a 709 millones de botellas) se sitúa por delante de la aglomeración urbana de la Ruhr (Essen, Dortmund, Duisburgo), cuyo consumo ese mismo año fue de 4 millones de hectolitros (537 millones de botellas) y de Buenos Aires (con 3,6 millones de hectolitros).

En cuarto y quinto lugar, Milán (3,3 millones de hl) y Londres (2,95 millones de hl) respectivamente, seguidos de Nueva York (2,8 millones de hl) y de Los Ángeles (2,2 millones de hl), ambas ciudades de EE. UU., primer país consumidor de vino del mundo desde 2011, y luego Roma (1,7 millones de hl)Berlín (1,95 millones de hl)Tokio (1,2 millones de hl), única ciudad asiática de la lista.

 

¿Quiénes marcan el ritmo y las tendencias?

Nueva York, París y Londres cuentan con un gran número de puntos de venta de vino en el circuito comercial tanto minorista como horeca: 38.900 en Nueva York, 23.750 en París y 17.500 en Londres, frente a 13.350 en la Ruhr alemana. Si lo comparamos con su población, París es la zona de distribución de vino más densa del mundo.

El liderazgo de la capital francesa está impulsado por una red de líderes de opinión influyentes, representados, por ejemplo, por 20.000 hoteles y restaurantes, bares de vinos, cafés, 1.100 tiendas de vinos, 1.990 puntos de venta de distribución y restaurantes, que suman un total de 142 estrellas en la Guía Michelin.

Con todos estos datos se puede establecer que París ofrece a todos los consumidores franceses y a los millones de turistas y empresarios internacionales que la ciudad recibe (33,8 millones en 2017), un escaparate excepcional para los vinos de calidad, con una oferta de vinos y regiones vinícolas inigualable. Ante la opinión pública mundial, Francia y su capital siguen siendo un ejemplo de excelencia en la elaboración de vinos.

Las grandes zonas urbanas, lideradas por París, son también el lugar donde surgen las principales tendencias y modas en los hábitos de consumo. La demanda de vino “natural”, el vino ecológico y la fiebre por el rosado son fenómenos importantes cuyo origen se encuentra en París.

En este contexto, del 11 al 13 de febrero se celebrará el primer gran evento internacional del sector del vino en París, Wine Paris 2019. Reunirá en Paris Expo Puerta de Versalles más de 2.000 expositores y prevé atraer a unos 25.000 visitantes, de los cuales el 35% serán de procedencia internacional. Este evento, ofrecerá la oportunidad de descubrir nuevos vinos, compartir experiencias, hacer nuevos descubrimientos  y conocer las tendencias internacionales.

 

Fuente Tecnovino.com

MÁS LEIDAS
Te puede interesar
Vinos

Visita a las bodegas: un plan para mendocinos

Vinos

Crearon una cerveza con un método para elaborar espumantes

Vinos

Cuál es el mejor vino del mundo en 2018